Desarrollo Personal, Liderazgo

Por qué me gusta trabajar con Milennials

Vengo de una generación diferente a los milennials. No muy lejana. Pero diferente.  Esa que nos decían “trabaja muy duro, para que el día de mañana tengas un buen porvenir” y mientras nos olvidábamos del presente. Una generación que jamás te ibas de la oficina antes que lo hiciera tu jefe, tuvieras o no trabajo que hacer. Una generación de especialistas, donde sabías hacer lo que sabías hacer. Una generación que como mucho recibía una palmada de su jefe una vez al año. Una generación dura, rocosa, donde ser feliz en el trabajo importaba menos…

Ahora trabajo la mayor parte de mi tiempo con milennials al lado. Como todo en la vida, tienen cosas que me gustan más que otras. Pero sí tengo que decir que han supuesto una bofetada en toda regla a alguno de mis planteamientos vitales. Y sí, creo que en muchas cosas no les falta razón.

  • Viven el presente. No saben qué va a deparar el futuro, ni si quiera si lo va a haber.
  • Quieren tiempo libre de calidad. Trabajan para vivir, no viven para trabajar. No se conforman con llegar a casa para cenar entre semana. Quieren disfrutar de la vida también los martes, no sólo los sábados y domingos.
  • No calientan la silla. El tiempo de trabajo están a un 120%. Tienden a ser bastante escrupulosos con la hora de salida… pero claro. No van a volver a tener 27 años. Y quieren disfrutar esos 27 años que nunca van a volver.
  • Si no saben hacer algo no pasa nada. Tienen medios para aprender a hacerlo, el conocimiento es accesible en todo momento. En internet lo tienen todo y son muy conscientes de ello.
  • Son impacientes y fantásticamente rápidos. Han nacido en una cultura donde no es necesario esperar para que las cosas sucedan.
  • Son poco conformistas, y les gusta recibir feedback en todo momento. Si lo están haciendo bien necesitan que se lo digas. Han crecido con la cultura del “like y no en la de la palmadita del jefe una vez al año.
  • Les gusta construir relaciones de igual a igual. No creen en la jerarquía tal y como la concebimos la generación de los 60-70 y principios de los 80. El nocivo liderazgo de la “potestas”(porque soy tu jefe), con la que hemos tenido que lidiar en muchas ocasiones mi generación, está terminando. Sólo te seguirán por tu “auctoritas”, por tu prestigio, por tu ética, por tu calidad humana.
  • Quieren ser felices en su trabajo hoy… y si no lo son, se irán a otro sitio.

Tengo que decir que algunas de estas cosas me cuestan… y es lógico. Son un choque con todo lo que me enseñaron en mi infancia y adolescencia. Pero si queremos seguir siendo líderes en este siglo XXI tenemos que profundizar, no juzdgar e indagar sobre nosotros mismos. Y cuanto más lo pienso… sí, me gusta trabajar con Milennials.

Pablo de Echanove

veces compartido
Articulos anteriores

Artículos relacionados

2 Comentarios

  • Responder JOOST VAN NISPEN 16/11/2017 at 8:55

    Gracias Pablo por hacerme ver que en el fondo soy Milennial 😉

    Un gran artículo que he compartido con mis contactos.

    Un fuerte abrazo. Joost

    • Pablo de Echanove
      Responder Pablo de Echanove 18/11/2017 at 8:14

      Muchas gracias Joost!Yo desde luego que te considero milennial 🙂
      Un abrazo fuerte!
      Pablo

    Dejar un comentario

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

    ACEPTAR
    Aviso de cookies